Dignidad

La crisis golpea más duro a los más débiles


 Subsistir

Hace algún tiempo desde que me asomé por la ventana y vi esta imagen allí abajo, me quedé perplejo, luego reaccioné y cogí la cámara. Se que es habitual ver como hay personas que superan sus escrúpulos para llevarse a la boca algo de comer pero aún así me impactó.
Vivimos en una sociedad cada vez más inhumana en la que nos han inculcado valores como la propiedad mientras hay personas que no llegan a cubrir sus necesidades básicas.Es aquí donde se ve la importancia de las políticas sociales y en el reparto justo y equitativo de los recursos. Hay personas que ponen mucho de su parte, colaborando con tiempo y dinero. Pero el Estado y los gobiernos autonómicos son los que deben velar por todos y cada uno de los miembros de su sociedad. Hay que "arrimar el hombro", sí , pero para que imágenes como esta no se vean en nuestras calles, para que nadie pierda la dignidad.



Desde la torre no se ve la miseria







3 comentarios:

rosa dijo...

Unas imágenes realmente duras. Y lo peor es que asustan mucho, porque detrás de ellas seguro que hay una historia, según van los acontecimientos, no sabemos si mañana los de la fotografía podemos ser uno cualquiera de nosotros.
Nadie estamos indultados de tales situaciones.

Kike dijo...

Si desde la miseria se ve la Torre, ten presente que desde la Torre se ve la miseria (para quien quiera mirarla, no verla).

Juan Manuel dijo...

Si, Rosa. Hay tragedias que quedan en el anonimato, todos vivimos nuestras propias circunstancias y si te paras y observas a tu alrededor asusta.

Tienes razón Kike para ver no solo basta con mirar, pero además hay quienes levantan altos muros para que no les llegue el menor atisbo de la realidad que les rodea.

:))